Matilde Menéndez

Posts Tagged ‘bebidas

  • In: alimentación
  • Comentarios desactivados en El buen hábito del agua

Cuando los chicos tienen sed, no suelen tomar agua pura, sino una gran variedad de bebidas elaboradas industrialmente, con gas y aditivos. Estos refrescos pueden generar graves trastornos en la salud, especialmente la de los más pequeños. Tanto para los chicos como para los grandes, cuando uno tiene sed, lo mejor de todo sigue siendo tomar agua.

Si le preguntan a los chicos (y a los grandes) qué toman para saciar la sed, la respuesta en la gran mayoría de los casos preocupa: no toman agua pura. En el mercado existe una inmensa variedad de bebidas elaboradas industrialmente a partir de frutas, hortalizas, hierbas, semillas y otros componentes vegetales. Muchas son gasificadas, o a base de jugos, pulpas y jugos concentrados; también suelen utilizarse jarabes, polvos y granulados efervescentes para preparar con agua, así como infusiones y extractos.
Muchas madres les ofrecen a sus hijos este tipo de bebidas pensando que son útiles y beneficiosas para la salud porque contienen algunas vitaminas, minerales y azúcares, o simplemente porque los reconforta observar el entusiasmo que manifiestan sus hijos al tomarlas.
Sin embargo, el consumo en exceso de bebidas de elaboración industrial -más de 350 ml por día (tres vasos)- se puede convertir en una fuente de trastornos para la salud de los niños. Por los distintos ingredientes que contienen, especialmente azúcar, colorantes y conservantes, tomar habitualmente esas bebidas pueden ocasionar en los chicos:

  • Mayor riesgo de sufrir caries y erosión dental
  • Trastornos nutricionales como la obesidad o el bajo peso
  • Alteración en el crecimiento de la talla (menor estatura a la determinada por su potencial genético)
  • Diarrea
  • Dolores abdominales
  • Gastritis
  • Trastornos en la absorción de calcio
  • Disminución del calcio en la sangre, llegando en algunos casos extremos en lactantes a convulsiones
  • Irritabilidad y trastornos de la conducta e insomnio
  • Urticarias y otras alergias
  • Pérdidas de materia fecal

 

El consumo en exceso también puede perturbar hábitos saludables, y ocasiona desórdenes en el apetito a la hora de comer: las calorías que contienen esas bebidas interfieren en el natural ciclo hambre-comida-saciedad. En el caso de los lactantes, además, puede generar rechazo o disminución de la ingesta necesaria de leche, porque el chico la quiere reemplazar por estos refrescos.
Las bebidas de elaboración industrial suelen contener una variedad de aditivos (colorantes, acidulantes, edulcorantes, reguladores y neutralizantes de la acidez, aromatizantes, conservantes, espesantes, antioxidantes, estabilizantes, etc.) que, si bien están legalmente permitidos, su ingesta no se recomienda en los niños pequeños.
Por eso, es importante reflexionar un poco sobre los hábitos que les inculcamos a nuestros hijos y empezar a cambiar lo dulce por lo sano. Porque, si un niño sano rechaza tomar agua pura, simplemente es porque no tiene sed.
En este sentido, los niños dicen que tomar agua no les gusta cuando tienen la opción de tomar otras bebidas dulces de elaboración industrial. Es que ellos conocen estas bebidas y las piden desde muy pequeños porque los adultos se las ofrecen o los inducen a tomarlas. También por imitación de su entorno familiar o por presión publicitaria y social.
Estas bebidas suelen ser ricas en energía, pero pobres en otros nutrientes esenciales. Los azúcares que contienen se consideran calorías vacías y desplazan la ingesta de alimentos con nutrientes de mejor calidad e imprescindibles para su crecimiento y desarrollo madurativo. Por su parte, las dietéticas pueden no tener azúcares en cantidades relevantes pero con otras sustancias mantienen el hábito de consumo de bebidas industriales.
Los niños, sobre todo los más chicos, tienen una predilección especial por las bebidas dulces, pero ignoran los riesgos de su consumo excesivo. Por eso, los adultos debemos estar informados sobre estos potenciales trastornos y limitar su ingesta a no más de 120 ml por día (un vaso); y no es aconsejable ofrecerlas a lactantes y menores de 1 año.
Entonces, cuando tu nene tenga sed (y no sólo ganas de tomar “algo”) ofrecéle agua. Vas a ver que, aunque esté habituado a las bebidas azucaradas, de a poco lograrás acostumbrarlo a beber agua fresca.
Reforzar y sostener el hábito de beber agua para saciar la sed en los primeros años de vida es una muy buena costumbre para tus hijos. Poner en práctica estas recomendaciones además favorecerá la adquisición de buenos hábitos alimentarios, con grandes beneficios en la salud y en la economía familiar.

 

Agradecemos a la Sociedad Argentina de Pediatría por la información brindada
Foto por
NickNguyen

Anuncios
  • In: accidentes
  • Comentarios desactivados en Las bebidas en los viajes

El verano nos obliga a tomar más líquido y mantenernos hidratados; ese hábito se continúa durante las vacaciones. Pero resulta que muchas enfermedades se transmiten a veces a través el agua. Entonces, cuando nos vamos de viaje, ¿qué podemos tomar? Acá te damos algunos consejos útiles para saciar la sed sin correr riesgos.

Durante nuestras vacaciones en lugares donde sea verano es importante mantener el hábito de tomar mucho líquido, de 2 a 3 litros de agua por día, por lo menos. Pero debemos recordar que el agua es una de las transmisoras más frecuente de enfermedades, por lo que es importante asegurarnos de tener agua potable durante nuestra estadía donde estemos. Tenemos que estar siempre seguros de que se trate de bebidas que no traigan ningún riesgo y que estén efectivamente libres de contaminantes.

Es fundamental tener en cuenta el país que visites, la duración de la estadía, la estación del año, quiénes viajan y el estado de salud de los viajantes. En general, en los países en vías de desarrollo el agua proviene de vertientes naturales, lagos y ríos; esta agua no es segura. Además, el consumo de agua de red no siempre está exento de riesgos, sobre todo en lugares donde el deficiente mantenimiento de la red de agua puede permitir la contaminación, por brechas y filtraciones que se producen.

Lo mejor es potabilizar el agua durante los viajes, y eso se puede hacer de distintas maneras:

  • Hervir el agua durante 1 minuto como mínimo
  • Agregar 2 o 3 gotas de hipoclorito de sodio (lavandina) por litro, y dejar reposar 20 minutos antes del consumo
  • Conectar filtros en la toma de agua
  • Utilizar pastillas potabilizadoras que contengan yoduros o cloro, siguiendo las instrucciones del fabricante del producto

Bebidas seguras

Las bebidas seguras y que podemos tomar sin correr riesgos son:

  • Infusiones preparadas con agua a más de 70° C (café, té, mate)
  • Bebidas gaseosas envasadas
  • Aguas minerales de marca reconocida (no todas las aguas minerales son de fuentes segura; las botellas pueden ser rellenadas)

En cuanto a los jugos cítricos, es importante ingerirlos recién exprimidos y sin agregado de agua ni hielo, para que conserven sus aportes vitamínicos y no se contaminen. Los vinos, cervezas y otras bebidas alcohólicas deben ser consumidos sin el agregado de hielo, ya que esa agua podría impurificarlas. Recordemos que el hielo también puede perjudicar cualquier bebida.

Con estos consejos, podemos brindar tranquilos por un 2011 con salud. ¡Feliz año nuevo para todos!

Agradecemos al Dr. Stamboulian por el material brindado.
Foto por Reiner Schubert

El agua es un elemento indispensable para nuestra existencia. Por eso, expertos explican por qué es tan importante la hidratación diaria.

Imposible imaginar un mundo sin agua. Se acabaría la vida, así de simple. Por ello, la comunidad científica, los gobiernos, las instituciones responsables y las grandes compañías del mundo estrecharon esfuerzos en un consenso programático para divulgar la importancia de beber agua y todas sus variantes, en pos de la salud y el bienestar.

Los profesionales de la salud coinciden en que el tema está presente en la sociedad como un problema macro para la supervivencia del planeta. En cambio, su divulgación no penetró con la misma fuerza en las personas y en la importancia de la hidratación en cada grupo etario cuyas manifestaciones por carencia, ausencia o sobrehidratación pueden confundirse con otras afecciones y terminar en alguna urgencia médica. Si el diagnóstico por falta de agua fue el acertado, nada habría ocurrido en un organismo equilibradamente hidratado.

Empresas como Nestlé (Nestlé Waters), el Instituto de Bebidas para la Salud y el Bienestar (The Coca Cola Company) y otras, financian investigaciones para sustentar su importancia en el campo de la salud y para saber actuar, entre otras cosas, ante los desastres naturales. Es un tema del que nadie quedó exento.

Alerta

En un primer encuentro entre especialistas, en 2006, con la asistencia de investigadores de Estados Unidos y Europa, se acordó profundizar y alertar sobre la vinculación de la hidratación con la supervivencia, la buena salud, el rendimiento físico y mental, la productividad laboral y en todo ámbito que vincule al hombre con su equilibrio psicofísico individual y en conjunto.

Así como el cigarrillo y sus consecuencias tomaron estado universal, el agua está transitando por carriles semejantes de modo que los médicos y nutricionistas están abocados a que cada individuos tome conciencia de sus beneficios y sus consecuencias.

“La hidratación y el consumo de líquidos no han recibido aún la atención adecuada en las pautas públicas”, señaló Maxime Buyckx, director de Ciencia de la Salud y la Nutrición para el Instituto de Bebidas para la Salud y el Bienestar de The Coca-Cola Company.

La ingeniera Mónica Faué, gerente de Calidad de Mercado de aguas en Nestlé Waters Argentina, opina que el agua nos compromete a todos: “Estuvimos presentes después de la erupción del volcán Puyehue; es un compromiso de responsabilidad con la comunidad.”

Técnicos y científicos señalan que este es un camino abierto y que el agua está en el área sensible que enlaza al hombre, la economía y la salud.

Mucho más que beber agua

Necesitamos agua por miles de razones básicas, como ser: la digestión, la absorción, la circulación, para vehiculizar las vitaminas solubles, para producir saliva, proteger las articulaciones, regular la temperatura corporal, etcétera.

Es un nutriente que, cuando falta, perjudica la función cognitiva y el control motor. Es importante para bajar de peso. En una población de entre 19 y 35 años, experimentamos que la deshidratación afectó el equilibrio, la comprensión y la visión.

Es fundamental tomar agua porque es lo mejor para sacar la sed. Pero también pueden ingerirse todas las bebidas no alcohólicas y preferiblemente no azucaradas, ya que suman como agua y actúan de igual manera a nivel fisiológico. Todos los alimentos, especialmente las frutas y verduras, también la aportan.

Grupos en riesgo

Los bebés y los ancianos son los grupos que corren mayores riesgos de deshidratación. Ambos pueden deshidratarse rápidamente. En los mayores la deshidratación se puede asociar con caídas, infecciones y alteraciones del conocimiento.

La edad, el sexo, el clima y si son sedentarios o activos son factores determinantes para saber cuánto necesitamos beber. Entre los 19 y 70 años, deberías tomar unas 12 tazas las mujeres, y 16, los hombres.

Los signos de deshidratación son: fatiga, piel reseca, sed, boca pegajosa, incapacidad de producir lágrimas, mareos, dolores de cabeza, calambres y estado de confusión.

Aquí y ahora

La licenciada en Nutrición Paula Mazzini, integrante de NET (Centro de Nutrición, Educación y Terapéutica), destaca que en el verano debemos estar muy atentos: “El agua es indispensable para todos los tejidos. No podemos producir lo que necesitamos y la debemos incorporar. Hay diferentes caminos para su aporte. El tema es de importancia vital.”

Fuente: lanacion[dot]com[dot]ar


Mis Ultimos Tweets

Escribí tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 6 seguidores

Creative Commons License

Este blog y todos sus componentes están bajo la licenciados bajo:

Creative Commons
Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License
.
A %d blogueros les gusta esto: