Matilde Menéndez

Posts Tagged ‘obesidad

  • In: enfermedades | prevención
  • Comentarios desactivados en Tres millones de personas mueren al año por malos hábitos alimentarios

El mundo está pagando un precio muy alto por el fracaso de las políticas alimentarias. Frente al enfoque clásico que sitúa la desnutrición como la consecuencia más grave, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) pone ahora el acento en el sobrepeso y la obesidad. Alrededor de 1.300 millones de personas padecen estos problemas en todo el mundo y más de tres millones acaban muriendo cada año, según un informe de Naciones Unidas sobre alimentación que se presenta mañana en Ginebra. Las cifras equiparan la importancia de los malos hábitos alimentarios con la del hambre, una aproximación bastante novedosa en el análisis de los desequilibrios alimentarios.

 

“El sistema es una receta para vidas poco sanas”, concluye el documento, que culpa por igual a la industria alimentaria y a los Gobiernos de estos excesos. A las empresas les reprocha que hayan reorientado su valor añadido hacia la creación de alimentos ricos en grasas, sal y azúcar. De esta forma, han quebrado la base tradicional de la alimentación local, lo que, a menudo, impide garantizar salarios dignos a los agricultores.

 

Para los Gobiernos, las quejas son aún mayores: “Los Estados están desatendiendo la responsabilidad que tienen de garantizar el derecho a una alimentación adecuada en el marco de las leyes internacionales de derechos humanos”. En concreto, el informe considera negativas las subvenciones agrícolas sobre determinadas materias primas (por ejemplo, el maíz y la soja) que sirven como base para esos alimentos poco saludables y deplora la falta de límites al mercado publicitario, que hace muy atractivas estas dietas para los niños.

 

El análisis viene precedido de un rosario de cifras que contextualizan el problema. Tras constatar que una de cada siete personas pasa hambre en el mundo, el autor —relator especial de la ONU para la alimentación, Olivier de Schutter— añade que, pese a todo, el 65% de la población vive hoy en países donde la obesidad “mata a más personas que la falta de peso”. Porque las consecuencias derivadas de esta alimentación deficiente han dejado de ser un problema exclusivo de los países ricos para extenderse con rapidez a los países en vías de desarrollo.

 

Un planeta de famélicos y obesos

Para alertar sobre la importancia de este fenómeno, el relator apela a la perspectiva económica: un aumento del 10% en las enfermedades ligadas a las dietas poco saludables detraen un 0,5% del producto interior bruto (PIB) mundial, especialmente por los mayores costes exigidos a los sistemas sanitarios.

 

El informe analiza con una perspectiva muy crítica lo que en las últimas décadas se ha considerado un éxito de las políticas agrarias. La producción ha aumentado mucho en los últimos años y eso ha permitido que la población de países en vías de desarrollo eleve la cantidad de calorías que ingiere al día. Pero ese aporte energético ha procedido sobre todo de nutrientes como la carne, el azúcar y el aceite en lugar de provenir de otras sustancias más aconsejables como las legumbres, la fruta y las verduras. Y esto ha dilapidado algunos sistemas de producción local que no han podido competir con los enormes subsidios que reciben las materias primas menos saludables.

 

Expuesto el problema, el autor se lanza a proponer varias soluciones, aunque es consciente de que harán falta muchos esfuerzos para que Gobiernos y grandes empresas sitúen esas recomendaciones entre sus prioridades. En primer lugar, De Schutter considera “mal orientadas” las subvenciones agrícolas porque incentivan dietas ricas en alimentos muy elaborados.

 

Además, subraya la importancia de adaptar a las legislaciones nacionales las recomendaciones sobre la comercialización de leches que sustituyen a la materna, de forma que quede clara la ventaja de la lactancia natural. Eso implica que las empresas “se abstengan de promocionar esas leches de sustitución”.

 

También anima el texto a ser más beligerantes con la exposición de los niños a la publicidad sobre refrescos y bebidas azucaradas. Más allá de incidir en los anuncios, la ONU apuesta por gravar su consumo y utilizar los recursos que se obtengan para promover el acceso a frutas y verduras y concientizar sobre los beneficios de consumirlas.

 

En el ámbito de la producción, las recomendaciones se centran en mejorar el apoyo a los agricultores a través de incentivos fiscales y “asegurar una infraestructura adecuada que conecte a los productores locales con los consumidores urbanos”. En ese terreno, el documento insta a las compañías a garantizar “que los trabajadores reciben salarios dignos y que los productores perciben precios justos por sus productos”. De esa forma se preservan las cadenas alimentarias locales.

 

Con las conclusiones de este trabajo, el relator especial para la alimentación pretende dirigirse, entre otras, a las autoridades europeas para que las tengan en cuenta en la próxima reforma de la política agraria común. De Schutter valora los cambios de este proyecto, pero lamenta que aún no recoja la perspectiva de las disfunciones alimentarias.

 

Fuente: El País

Anuncios
  • In: Uncategorized
  • Comentarios desactivados en El 40% de los cánceres podría prevenirse

Así lo indica un estudio de investigadores ingleses que afirman que un cambio en la calidad de vida ayudaría a mejorar los índices.

 

Un estudio realizado por investigadores ingleses afirmó que más del 40 por ciento de los casos de cáncer, puede prevenirse con un cambio de estilo de vida.

 

La investigación que publicó el British Journal of Cancer y reproduce el diario español El Mundo, destacó que el evitar el tabaquismo, controlar la obesidad y cumplir una dieta sana son factores que deben tenerse en cuenta para evitar el cáncer.

 

El estudio auspiciado por el centro de Investigación del Cáncer del Reino Unido que analizó la evolución de los diagnósticos de cáncer en Inglaterra, precisó que el 42,7 por ciento de los diagnósticos se podrían prevenir con cambios en el estilo de vida.

 

Max Parkin, investigador de la Universidad de Londres, sostuvo que “mucha gente cree que el cáncer se debe a factores genéticos o del destino y que es cuestión de suerte el contraerlo o no”.

 

Pero destacó que “mirando la evidencia, parece claro que al menos el 40 por ciento de los cánceres son causados por factores que tenemos el poder de cambiar”.

 

¿Cómo prevenir?

Los datos señalaron que el dejar de fumar, hacer ejercicio, beber menos o comer más vegetales y frutas servirían para reducir cerca de 134.185 los diagnósticos de cáncer en un año en Inglaterra.

 

El estudio atribuyó al tabaquismo el 19,4 por ciento de los casos de cáncer diagnosticados en 2010 en Gran Bretaña y el segundo factor como causante de tumores a la obesidad.

 

En tanto, la insuficiencia en el consumo de frutas y verduras en la dieta es responsable del 4,7 por ciento de casos de cáncer, el exceso de carne de 2,5 y la falta de fibra del 1,5.

 

El estudio demostró una disparidad entre hombres y mujeres, debido a que el estilo de vida es el causante de casi la mitad de casos de cáncer masculinos (45%), mientras que la proporción baja al 40 por ciento en las mujeres.

 

Fuente: lanacion[dot]com[dot]ar

  • In: enfermedades | prevención
  • Comentarios desactivados en El sobrepeso aumenta un 40% el riesgo de cáncer ginecológico

Crecen las posibilidades de tener cáncer de mama, de cuello de útero, de vagina y vulva. Cómo prevenir a tiempo.

 

La incidencia negativa del sobrepeso en la salud va mucho más allá de lo que pensamos. Excede ampliamente los problemas vasculares, digestivos y de hipertensión arterial, entre otros.

 

Las mujeres con sobrepeso u obesidad tienen también un alto riesgo de contraer enfermedades de tipo ginecológicas, que pueden llegar a consecuencias fatales si no son abordadas a tiempo por especialistas médicos.

 

Las estadísticas del Instituto Nacional de Cáncer de Estados Unidos (NHI), indican que las personas con sobrepeso aumentan hasta un 40% el riesgo de sufrir cáncer ginecológico (cáncer de mama, de cuello de útero, de vagina y vulva).

 

¿Por qué es riesgoso?

En el tejido graso que tenemos en el cuerpo se genera colesterol. A partir del metabolismo de dicho colesterol se forman los estrógenos.

Esto se traduce en que la mujer con marcado sobrepeso tiene, por lo general, una fuente carga extra de estrógenos. No son los que normalmente produce el ovario sino que, por el contrario, se originan como consecuencia del tejido adiposo periférico.

 

Esto trae aparejados muchísimos problemas metabólicos que conllevan al cáncer en los tejidos y órganos que contienen receptores hormonales estrogénicos (como la glándula mamaria, endometrio uterino y la vagina) y otros órganos como el intestino grueso.

 

¿Bajar de peso minimiza los riesgos?

Es importante que la persona baje de peso, pero esto no significa que solucionará necesariamente los problemas a los cuales ya estuvo expuesta durante su etapa de obesidad o sobrepeso.

 

El cáncer se desarrolla en un tiempo determinado, que está relacionado con la cantidad de tiempo que la mujer estuvo expuesta a la producción excesiva de estrógeno.

 

Por lo tanto, es fundamental determinar aquellas personas de alto riesgo para su asesoramiento y prevención primaria de las enfermedades asociadas a la obesidad. Existen métodos sencillos y accesibles de screening que ayudan a la detección precoz y el tratamiento oportuno.

 

Fuente: entremujeres[dot]com


Mis Ultimos Tweets

Escribí tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 6 seguidores

Creative Commons License

Este blog y todos sus componentes están bajo la licenciados bajo:

Creative Commons
Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License
.
A %d blogueros les gusta esto: